Circópolis: jóvenes del Meta que apuestan al arte y a la cultura

Foto: cortesía

Circópolis es un colectivo juvenil que hace parte del piloto de seguridad y convivencia en Vista Hermosa (Meta), enmarcado en el Programa de Alianzas para la Reconciliación de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y ACDI/VOCA. David Esteban Ballen, es un joven de 21 años que lidera esta iniciativa artística, enfocada en la formación de niños y jóvenes en las artes circenses y la práctica teatral.

Si bien la situación actual de la pandemia, ha frenado todas las actividades, esta no ha sido motivo para detener la formación de estos niños. En ese sentido, los niños realizan las prácticas dentro de sus hogares, con elementos como colchonetas, monociclos, pelotas de malabar, entre otros, con la ayuda de sus padres y los ejercicios de formación que este joven instructor les enseñó para que tuvieran una práctica continua en casa.

«Sabiendo que debemos cumplir este tiempo de confinamiento, siempre es bueno tener algún tipo de entretenimiento familiar. Qué bien que los padres apoyen a sus hijos con este tipo de actividades, que tengan un espacio para desarrollar su arte. Los programas y proyectos deben estar orientados al hogar y a la familia, que primeramente sean ellos los que conserven esta cultura artística, que sean los primeros espectadores, los primeros fans de estos niños. Eso es el arte, un espacio de unión fraterno, que ahora debe convertirse dentro de los hogares de los niños como un refugio para ellos en esta época», señala David Ballen.

Los niños le envían en video sus prácticas, en seguimiento de su formación, demostrando así el interés que aún mantienen por este arte. Ballen señala que en este ámbito el gran problema de las personas es darle continuidad a su camino artístico, esto, entre otras razones, por la falta de apoyo de los familiares, debido a que no lo conciben como una actividad que genere ingresos estables. También, señala que el cierre de las casas de cultura hace que los niños pierdan estos entornos de actividades culturales; por lo que resalta la importancia de apoyar a los niños en la exploración de sus intereses, orientándolos a que cualquier arte que desempeñen lo realicen con amor, dedicación, voluntad y se empeñen cada día en seguir mejorando, ya que el mundo de un artista es mejorar, investigar, explorar, y crear.